Archivo para febrero 2013

MUJERES APOYANDO A MUJERES.

La Corporación de Mujeres Chinas residentes en Chile junto a la Corporación Centro de Desarrollo de la Mujer, DOMOS, han establecido una alianza estratégica para apoyar a mujeres que están desarrollando labores vinculadas al comercio.

Se ha establecido una línea de colaboración hacia las mujeres que trabajan como vendedoras independientes. Algunas de las mujeres vinculadas al trabajo directo que realiza la Corporación Domos con mujeres víctimas de violencia de pareja, recibirán a modo de donación, un pequeño capital de trabajo que les permitirá disponer de artículos de bajo costo y de fácil venta.

Esperamos, a través del desarrollo de esta alianza, contribuir en el corto plazo, a las múltiples estrategias de generación de recursos que las mujeres desarrollan y  establecer una línea de colaboración que nos permita contar con una alternativa de apoyo para las trabajadoras independientes sobrevivientes de violencia doméstica.

PREVENCIÓN DE LA VIOLENCIA DE PAREJA EN EL LUGAR DE TRABAJO

 

Domos realizó jornada de capacitación a funcionarias y funcionarios del Parque Metropolitano, dicho jornada se enmarco dentro de los compromisos de dicho Servicio en el marco del Sistema de Equidad de Género del Programa de Mejoramiento de la Gestión Pública.

Tuvimos oportunidad de debatir con las y los funcionarios sobre los avances y desafíos en materias de prevención de la violencia de pareja en el lugar de trabajo.

Sabemos que la violencia de género tiene múltiples manifestaciones en nuestro país, siendo la doméstica, una de las más brutales. Un estudio realizado por Domos, en el año  2010 demostró que la violencia doméstica no se queda en casa cuando hombres y mujeres van a trabajar.

 Este estudio,  reveló que las mujeres siguen enfrentado una serie de barreras que dificultan tanto su incorporación al mercado laboral, como la mantención y la movilidad al interior de los mismos, producto de la violencia de pareja que deben enfrentar en su espacio de afecto más cercano.

Algunos ejemplos que ilustran dicha situación están relacionados con  las licencias médicas, el estrés, la depresión, el aislamiento, la dificultad para acceder a los procesos de capacitación, y la sobrecarga de roles al interior de la familia son algunas de las consecuencias y de las barreras de género que inciden en las trayectorias laborales femeninas.

Se hace por ello necesario y pertinente que los diversos espacios laborales cuenten con insumos para desarrollar reflexión en estas materias y se motiven para elaborar e implementar estrategias de Buenas Prácticas Laborales con Enfoque de Género.

El Código de Buenas Prácticas Laborales que en algún momento existió en la administración pública representaba un buen instrumento para avanzar en el desarrollo de iniciativas que podrían conducir a remover las barreras de género al interior de los espacios laborales.

En el ámbito privado, la Corporación Domos ha apoyado con mucho éxito el desarrollo de Políticas de Recursos Humanos que incorporan el compromiso de contar con espacios laborales libres de la violencia doméstica, asumiendo con ello que erradicar la violencia de género requiere el compromiso de todos los actores sociales, incluyendo los vinculados al ámbito laboral.

En este contexto aún queda mucho trabajo por hacer y es competencia de Directivos, Asociaciones, Sindicatos, trabajadoras/es, incorporar en sus estrategias de trabajo algunas iniciativas que se hagan cargo de este desafío, reconociendo que la violencia doméstica contra las mujeres sigue siendo un problema que afecta a una gran cantidad de trabajadoras y que es parte de las problemáticas actuales del mundo del trabajo.